L

La taza que se revuelve sola

Una ideota para perezosos: inventaron la taza que revuelve sola la bebida, sin baterías ni enchufes. ¿Un milagro? La empresa japonesa Gemini creó la taza Aumix: en el fondo tiene un pequeño rotor que se mueve en cuanto se llena de líquido. Poco a poco, crea un torbellino que se asegura que la bebida se mezcla correctamente. Pero lo inteligente del invento es que no tiene baterías ni enchufe ni ninguna otra fuente de electricidad externa: el rotor funciona con el calor de la bebida. La taza convierte el calor del líquido que toca el fondo en electricidad para mover el rotor: los diseñadores se dieron cuenta de que, mientras uno deja que el café repose, el calor que emana es energía que se pierde. Así descubrieron que unos 320 mililitros de agua hirviendo pierde unos 60.480 julios de energía hasta que llega a la temperatura ambiente. En vez de desperdiciar ese calor lo usan para convertirlo en energía cinética y mover el líquido. La taza Aumix ya se vende en el Japón por 4.300 yenes, unos 2.600 pesos argentinos.

CategoriesSin categoría
Nicolás Artusi
Nicolás Artusi

Es periodista y sommelier de café. Trabaja en radio, prensa gráfica, televisión y online. Escribe libros largos y artículos cortos. Fue declarado Personalidad Destacada de la Cultura de la Ciudad de Buenos Aires.