L

Lo que faltaba: casas construidas con café

El último prodigio de la ingeniería: casas construidas con café. Se dice que son baratas, elegantes y amigables con el ambiente y están hechas con las cáscaras de los granos de café, algo que en la industria cafeteril es puro desperdicio. El invento, cómo no, es de una empresa colombiana: se llama Woodpecker y desarrolló, junto con estudiantes de la Universidad de los Andes, un nuevo método constructivo basado en algo que se tira a la basura. El nuevo material es una mezcla de polímeros y cisco, como le llaman a la cáscara de los granos considerada un desperdicio. Con este producto la empresa empezó a fabricar una serie de tiny houses con paneles o listones semejantes a las piezas de un Lego que encastran sin necesidad de cemento ni pegamentos ni herramientas. Las casitas pueden tener hasta 60 metros cuadrados, cuestan 4.500 dólares, requieren una semana de obra seca y ya llevan vendidas más de 2.600 por el territorio cafetero colombiano. ¿Cuándo nos mudamos?

CategoriesSin categoría
Nicolás Artusi
Nicolás Artusi

Es periodista y sommelier de café. Trabaja en radio, prensa gráfica, televisión y online. Escribe libros largos y artículos cortos. Fue declarado Personalidad Destacada de la Cultura de la Ciudad de Buenos Aires.